viernes, 2 de enero de 2009

UN REGALO PARA MÍ

Se acerca el día de Reyes y pienso en los miles de regalos que se harán éste día, el mismo día que cumpliré un año y un mes amamantando a mi hijo y disfrutando de su compañía, ese será mi mejor regalo, pues no creo que yo le esté regalando nada a él, pero él a mí....todo.
Ahora es cuando estoy disfrutando de la lactancia, cuando lo veo jugar, cuando lo veo reir al ver mis pechos o cuando me levanta la camiseta para mamar, me alegro enormemente de no haber dejado que el biberón pudiera conmigo..........
Por esos momentos, dejar que le dé de mamar es el mejor regalo que nadie puede hacerme.
Hoy conocí a una recién estrenada mamá y hablamos de su bebé y del mío y cuando me dijo que le daba pecho, le contesté que yo también al mío; ¡Todavía!-contestó-moviendo la cabeza de un lado para otro y siguió diciendo-yo le daré un mes o dos más como mucho y después biberón. En ese momento fuí cortando la conversación y me fuí. Respeto la Lactancia Artificial (LA) y respeto los deseos de los demás, pero no me apetece escuchar como alguien defiende la LA con argumentos como; es más cómodo, engordan más y es igual de bueno que el pecho. Para mí no hay nada más cómodo que dar el pecho, que no hay que preparar nada, ya está lista y calentita, que engorde no me preocupa pues mi hijo está sano y feliz y no quiero un bebé obeso y lo de igual que el pecho....ni hablar; el pecho no es sólo un fuente de alimento, es también una fuente de AMOR, es contacto físico, es un intercambio de "quereres", no puede ser igual una tetina fría y de plástico que el contacto con un pezón y con el pecho en brazos de mamá.No quiero que me malinterprete nadie, las mamás que dan el biberón también quieren a sus bebés, la mayoría de ellas lo hace por ignorancia pura y dura y porque es más fácil dejar a tu bebé con alguien y tu recobrar tus idas y venidas como cuando no tenías hijos.Pero ya entramos en establecer prioridades y en formas de vida y aquí cada uno es libre de hacer lo que quiera.........
Ya no peleo , ni "discuto" ni intento enseñar, como cuando esta madre me pregunto si aún tenía leche y me dijo que era una suerte, luego me comentó que ella era enfermera ¿?.....simplemente sonrio y cotinuo la conversación......
Por eso creo que el mi hijo quiera mamar de mi pecho y quiera que sigamos compartiendo esos momentos es el MEJOR REGALO DE MI VIDA.

FELIZ DÍA DE REYES

2 comentarios:

ClaveDeSol dijo...

Tienes más razón que una santa. En cualquier caso el abandono de la leche materna no siempre es elección de la madre.

Y por simple curiosidad, ¿cuántos años tiene tu criatura?

Un saludo.

GLORIA dijo...

Hola ClaveDeSol
Mi bebé tiene trece meses.
El seguir amamantando como tú dices es cosa de dos,por eso siempre digo que le daré pecho hasta que él quiera o lo dejaré por alguna razón de fuerza MAYOR, MUY MAYOR, jejeje.

Saludos